Presentación de Sitges 2013

Se acaban de presentar los nombres que se barajarán entre los protagonistas del festival de cine fantástico de Sitges 2013, que este año rinde homenaje a Polanski y su “Semilla del Diablo”, en su 55 aniversario, que volverá a renacer en octubre en las costas catalanas.

Cartel Sitges 2013

Destaca el cine oriental, principalmente en las figuras de Takashi Miike y Johnnie To que, tras pasar por diversos festivales, pisarán la alfombra roja de Sitges. El primero, al que se le rendirá homenaje presentará dos cintas “Lesson of the Evil” y “Shield of Straw”, mientras que el segundo hará lo mismo con dos de sus útlimas obras “Drug War” y la comedia negra “Blind Detective”.

La sección más emblemática del Festival, Oficial Fantàstic, presentará algunos de los títulos más esperados del año, como comOnly God Forgives, la nueva película de Nicolas Winding Refn, director de films como Valhalla Rising o Drive; el último trabajo de Jim Jarmusch, Only Lovers Left Alive, un singular relato de amor eterno entre dos vampiros; A Glimpse Inside the Mind of Charles Swann III, una comedia surrealista y extraña de la mano de Roman Coppola; The Congress, una espectacular adaptación de Stanislaw Lem dirigida por Ari Folman –responsable de Vals con Bashir–, que mezcla animación con una historia de ciencia ficción protagonizada por Robin Wright y Harvey Keitel o Real, el retorno del director Kiyoshi Kurosawa al cine fantástico. Sitges 2013 también será el de otros retornos esperados, como el de Alejandro Jodorowsky y su biografía imaginaria, La danza de la realidad, o el de Neil Jordan (Gran Premio Honorífico en Sitges 2012) a la temática vampírica conByzantium. La sección Oficial Fantàstic también acogerá obras de audaces jóvenes realizadores como Magic, de Sebastián Silva, y autores polémicos como Shane Carrtuh, con su nueva propuesta Upstream olor, o Marina de Van, con Dark Touch.

La sección más radical y experimental acogerá los nuevos trabajos de nombres consagrados como Ho Sang-soo (Nobody’s Daughter Haewon), Phillippe Grandieux (White Epilepsy) o Peter Greenaway (Goltzius & The Pelican Company), apostando por nuevas propuestas poco acomodadas como la que representa Denis Coté en Vic et flo ont vu un ours o la coreana Fatal, así como la no ficción más innovadora representada por The End of Time, de Peter Mettler.

La animación estará también presente con el espectacular 009 RE-Cyborg, en 3D, de la mano de los creadores de Ghost in the Shell.

¡Para no perdérselo!

Más información en la web oficial: http://sitgesfilmfestival.com/

Resumen de la Muestra SyFy 2013

Tras una temporada sin parar. Volvemos a la carga con más noticias y críticas del mundo del cine. Como os prometimos aquí está la reseña del festival SyFy 2013 que teníamos pendiente.

Leticia Dolera, este año acompañada

Leticia Dolera, este año acompañada de la también actriz Macarena Gómez

Una muestra cargada de buenas pelis que llenaron nuevamente el cine Callao hasta los topes. En la inauguración se habían llenado la sala hasta el piso primero donde la gente se apiñaba para ver el estreno en exclusiva de “Oz. Mundo de Fantasía”, que venía de manos de Sam Raimi que, mientras otros directores se dedicaban a revisitar su clásico “Posesión Infernal”, él se dedica a revisitar el clásico de Judy Garland, creando una precuela moderna en la que explica cómo los personajes llegaron a lo que son antes de que Dorothy comenzara su viaje por las baldosas amarillas. Una historia entretenida, con un 3D muy aprovechado, especialmente en las escenas iniciales de la introducción en blanco y negro, que irán perdiendo fuelle según avance el film y las diferentes brujas a cual más bella, acaben convirtiendo la cinta en un blockbuster más en la línea de Sam Raimi. A pesar de ello, merece la pena verla.

Entre las otras cintas presentadas nos decantamos por las dos más indepentes “Antiviral” un thriller futurista de manos del hijo de David Cronenberg y “Twixt” de la nueva faceta indie y más personal de Francis Ford Coppola. La atmósfera de “Antiviral” en tonos blancos únicamente teñida por el rojo de la sangre, nos transmite a un futuro donde el fanatismo de la población llega hasta su punto máximo y cualquier detalle del ídolo admirado puede ser fruto de deseo, deseo carne extraída de su ADN hasta las enfermedades sufridas, derivando en los diferentes tipos de piratería que todo ello pueda conllevar. Lenta pero bien llevada, se posiciona entre esas películas de las que guardaremos buen recuerdo. “Twixt”, sin embargo, más que hacia el blanco tiende hacia el negro, en este pequeño homenaje de Coppola a la literatura, y muy especialmente a la figura de Poe, volviendo a las leyendas de fantasmas en lugares inhóspitos a través de la mirada del escritor Hall Baltimore interpretado por Val Kilmer en su proceso de autodestrucción.  En la línea iniciada con “Tetro” pero más convincente, en la búsqueda de un director consagrado por relanzar su carrera en la más absoluta intimidad.

Mención especial se llevaría “The Cabin in the woods” porque bajo una factura convencional del género de terror americano convencional consigue llegar un paso más allá y proponer una loca resolución metacinematográfica de toda el cine de género  que explique por qué las cosas son como son, haciendo homenajes a todo tipo de films, desde los zombies de Romero hasta Posesión Infernal, pasando por las gemelitas de “El Resplandor” y el terror japonés.

Por lo demás, “Dead Sushi” tiene un humor agresivo y burlón en plan serie B japonesa, y se ríe de sus propios tópicos, presentándonos una sociedad japonesa que casi no podemos ni creer. Su artesanal forma de animar los diferentes alimentos que cobran vida, que nos recuerdan a los clásicos “muppets” de Jim Henson harán las delicias de los más freaks. Divertida también fue “Grabbers”, que inspirada en las mismas teorías que la exitosa “Attack the block” se sirve del alcohol para llevar a unos antihéroes a vencer a un grupo de alienígenas.

De Japón a Inglaterra, con una flojísima “Cockneys vs. Zombies” que no consigue convencer ni por las actuaciones ni por la calidad de las imágenes presentadas. Un refrito de cosas que ya hemos visto mil veces, en un intento por aproximarse a “Shaun of the dead (Zombie’s Party)”  que no le llega a la suela de los zapatos. Tópicos y más tópicos sin sentido.

Mal sabor de boca deja la clausura, con un “Last Exorcism 2” que no sabe qué hacer para continuar con una historia que tanto nos gustó en su primera parte, por su originalidad y el darle una vuelta de tuerca más al “found footage”. De la primera solo conserva a su protagonista y el final, que viene en la misma línea de “al final, esto no puede acabar bien” de la primera.